04 febrero 2015

Puertas

Leer e imaginar son dos de las tres puertas principales -la curiosidad es la tercera- por donde se accede al conocimiento de las cosas. Sin antes haber abierto de par en par las puertas de la imaginación, de la curiosidad y de la lectura -no olvidemos que quien dice lectura dice estudio-, no se va muy lejos en la comprensión del mundo y de uno mismo.

José Saramago

31 enero 2015

Lejos

¿A partir de qué lugar empieza a ser peligroso seguir alejándose? Y comprendí que uno se lo pregunta cuando ya empieza a creer que ha ido demasiado lejos.

Crónicas de motel
Sam Shepard

16 noviembre 2014

Derrota

La derrota tiene algo positivo, nunca es definitiva. En cambio la victoria tiene algo negativo, jamás es definitiva. Eso les da una esperanza a los derrotados y debería darles una lección de humildad a los victoriosos.

José Saramago

25 abril 2014

Librerías

Téngase en cuenta que las librerías de viejo existen sólo para lectores que detestan hacer preguntas: quieren conseguir todo por sí mismos. Además, nunca saben lo que están buscando, lo saben cuando lo encuentran.

Los anticuarios, Pablo De Santis

16 febrero 2014

Espuma

Denise bajó la cabeza, profundamente desanimada. En la playa, el pasado verano, Francette solía jugar a sumergir las manos en el mar para coger un poco de espuma; al cerrarlas, gritando de felicidad, echaba a correr hacia ella con toda la fuerza de sus piernecitas. Pero cuando volvía a abrirlas, sólo encontraba un rastro de agua... Entonces se echaba a llorar, pobre mujercita, y volvía a empezar. Pues eso era el amor.

El malentendido, Irène Némirovsky

16 noviembre 2013

Indignación

Hemos perdido la capacidad de indignarnos. De lo contrario, el mundo no estaría como está.

José Saramago

11 septiembre 2013

Protesto

A veces, cuando veo lo que pasa en el mundo, me pregunto para qué escribir. Pero hay que trabajar, trabajar. Trabajar como forma de protesta. Porque el primer impulso de una persona al despertar en un mundo lleno de toda clase de miserias e injusticias debe ser gritar: ¡protesto!, ¡protesto!, ¡protesto!

Federico García Lorca

05 septiembre 2013

Doce

Un combatiente muyahidín me dijo en una ocasión que el destino nos da a todos tres maestros, tres amigos, tres enemigos y tres grandes amores en nuestra vida. Pero los doce aparecen siempre disfrazados, y nunca podemos saber cuál es cuál hasta que los hemos amado, abandonado o nos hemos peleado con ellos.

Shantaram, Gregory David Roberts